ACERCA DE LA CONVENCION RAMSAR

La Convención sobre los Humedales (Ramsar, Irán, 1971) -- llamada la "Convención de Ramsar" -- es un tratado intergubernamental en el que se consagran los compromisos contraídos por sus países miembros para mantener las características ecológicas de sus Humedales de Importancia Internacional y planificar el "uso racional", o uso sostenible, de todos los humedales situados en sus territorios. A diferencia de las demás convenciones mundiales sobre el medio ambiente, Ramsar no está afiliada al sistema de acuerdos multilaterales sobre el medio ambiente (AMMA) de las Naciones Unidas, pero colabora muy estrechamente con los demás AMMA y es un asociado de pleno derecho entre los tratados y acuerdos del "grupo relacionado con la biodiversidad".

Aprenda más acerca de la Convención de Ramsar sobre los Humedales – qué es en la actualidad; dónde se originó, y por qué; cómo funciona; cuáles son sus países miembros, y por qué se adhirieron esos países.

lunes, 28 de febrero de 2011

EN LA GOLA DE PUCHOL EL DISSABTE PASSAT

video

Que vos pareixen els nous mitjans del seprona?????

domingo, 13 de febrero de 2011

La puerta trasera de la Albufera


Amenazas. La cuenca vertiente de la Albufera, lejos de la protección que otorga el estatus de parque natural, está acumulando cientos de toneladas de escombros y residuos, aparecen nuevos vertidos en los cauces y se construyen instalaciones ilegales. Todo acabará en el fondo del lago con la próxima riada como ya ocurrió en el año 2000.


JOSÉ SIERRA Cientos de toneladas de residuos, la mayoría escombros, pero también algunos de origen industrial e incluso tóxicos, se acumulan fuera del perímetro del parque natural de la Albufera esperando ser arrastrados por la próxima inundación hasta el parque natural.
La mejoría experimentada en los últimos cuatro años por el parque, gracias a mayores aportes hídricos y de mayor calidad y a la entrada en servicio de las últimas depuradoras destinadas a blindar el lago, han permitido que la Albufera viva un momento dulce, una visión con la que coinciden, con matices, las administraciones responsables del parque natural y las ONG que velan por su conservación.
Sin embargo, en torno al perímetro del parque y en especial en la cuenca hidrográfica del barranco del Poyo o de Chiva se está gestando una nueva agresión al lago de proporciones descomunales de la que no existe la menor conciencia ciudadana ni figura entre las prioridades de la Administración.
La Albufera no empieza ni acaba en el lago, ni en el marjal, ni tampoco en la Devesa, ni se nutre únicamente de las aguas del Júcar y del Túria. El parque natural abarca 21.020 hectáreas, aunque el lago recoge directamente las escasas aguas de un amplio territorio que suma 367,6 km?.
La otra Albufera, de la que nadie habla, arranca a 45 kilómetros del centro del lago, en la sierra de Chiva, en escorrentías que recoge el barranco del mismo nombre y al que en su tramo final se llama también del Poyo o de Torrent.
Al llegar a la altura de la circunvalación de Valencia A-7, y justo en el cruce de la autopista con la A-3, el barranco entra en una zona muy llana plena de pequeñas cuencas endorreicas, sin cauces definidos, que se inundan en cada avenida, incapaces de desaguar las aguas torrenciales.
Así, el cauce principal del barranco, que alcanza los 200 metros de anchura en su intersección con la A-3, muere poco después en una pequeña regata, apenas una acequia. A partir de este punto, las avenidas del barranco derramaban históricamente en dirección al Túria y a la Albufera. Lo hacían lentamente y a través de los campos, incluso después de que en los primeros años del siglo XX se abriera un cauce artificial para conectar la rambla de Chiva con el vecino barranco del Gállego. Justo en este punto y en los alrededores se concentra la bomba de relojería que puede afectar a la Albufera. Aquí llegan los vertidos del vecino polígono industrial de Riba-roja y aquí se ha construido también, justo en la intersección de ambos barrancos y rompiendo el flujo de la inundación, un gran almacén de construcción.
Sin embargo, el riesgo mayor se concentra en pequeños huecos del terreno, ocupados antaño por cultivos, en los que se ha excavado para sacar zahorras y en los que se depositan ahora residuos sin control. La lejanía de los cascos urbanos de Chiva, Riba-Roja, Aldaia, Quart y Torrent, que comparten territorio en la zona, complica una vigilancia efectiva.
En 2000, una gota fría arrasó esta zona, abrió nuevos cauces y vació enormes depósitos clandestinos de residuos acumulados durante años que acabaron en la Albufera. La rambla del Poyo tuvo un caudal punta de 450 metros cúbicos por segundo que al abrirse en abanico lavó todo. Ahora, las sucesivas descargas de residuos han vuelto a activar la bomba de relojería.
Según un estudio realizado por Typsa para el Ministerio de Medio Ambiente, durante el episodio del año 2000, solo la rambla del Poyo aportó 748.872 toneladas de sedimentos que no incluyen los citados depósitos de residuos, aunque ambos acortaron la vida del lago, amenazada por la colmatación.

Propuestas en saco roto
En 2006, la Albufera fue objeto de una misión de asesoramiento Ramsar, el convenio internacional que protege las zonas húmedas. Entre sus conclusiones destacaba una amenaza motivo de preocupación: "el evidente proceso de colmatación por el aporte de sedimentos de barrancos y acequias".
El informe proponía "un área de amortiguación de impactos" con un tratamiento "integral" de toda la cuenca vertiente y una gestión también "totalmente integrada" de la que carece el entorno del parque natural y que amenaza su supervivencia.

Un "Mestalla" entre barrancos

Justo en el lugar en el que confluyen artificialmente el barranco del Gállego y la rambla del Poyo se ha levantado un gran almacén de materiales de construcción del que es titular la empresa Bertolín, una de las constructoras del nuevo estadio de Mestalla, según confirmaron fuentes del Ayuntamiento de Quart de Poblet. La estructura, con muros de casi tres metros de altura que interceptan el flujo de avenida de las aguas, amenaza con desbordar los caudales durante una riada en dirección a la A-3 y a los campos y masías cercanos, donde se acumulan grandes depósitos de escombros y residuos. Fuentes municipales reconocen que el almacén es "ilegal" y fue construido "sin licencia" sobre suelo no urbanizable y con riesgo de inundación, según el Patricova. El ayuntamiento intervino en octubre de 2010, con el almacén terminado y ya en 2011 ordenó el desalojo de las instalaciones, incluida la demolición del vallado, el desalojo de la maquinaria y el cese de la actividad. La empresa aún dispone de 5 meses para cumplir la orden. j. s. valencia

fuente.- levante-emv

jueves, 10 de febrero de 2011

La pesca de angula en la Albufera alcanza su nivel más bajo en la última campaña



El pasado año sólo se capturaron 12 kilos en la gola del Pujol, donde hace una década se lograron cerca de 350 kilogramos


Las capturas de angulas en la gola del Pujol, una de las dos donde se pesca este apetitoso y caro bocado en la Albufera, roza el cero absoluto. La última campaña (2009/10) alcanzó un volumen de apenas una docena de kilogramos, según los datos del Ayuntamiento. Aparte se encuentra el balance del Perellonet, aunque la tendencia a la baja es muy similar.
El embarcadero del Racó de l'Olla acogió ayer la tercera suelta de anguilas en la Albufera desde 2003. Se trata de una compensación de los pescadores, que deben ceder el 10% de las capturas para que sean devueltas al lago. Como la supervivencia de las angulas era muy complicada, hace ocho años se decidió llevarlas a una piscifactoría de la Generalitat en Polinyà del Xùquer, donde se crían durante meses.
La alcaldesa Rita Barberá asistió a este acto por primera vez. Defendió el buen estado del lago, tras echar algo más de sesenta kilogramos de anguilas en una zona alejada del embarcadero. Acompañada por el concejal de Pedanías, Vicent Aleixandre, y el director del parque natural, José Segarra, contempló como los animales eran sacados del depósito de un vehículo.
La confusión entre anguilas y angula es frecuente, lo mismo que la comparación en kilogramos. Los primeros son los ejemplares más crecidos, mientras que en los segundos se da una media de 3.500 animales por kilogramo. La cría es tan complicada que desde 2003 sólo se han hecho tres sueltas.
El Ayuntamiento tiene un recuento de la pesca en la gola del Pujol más actualizado debido a que todo el tramo se trata de una propiedad municipal, donde los pescadores pagan un canon. En la gola del Perellonet, la Cofradía lleva la gestión de manera directa.
Así las cosas, en la primera se ha pasado de 356 kilogramos en la campaña 2000/01 a 12 kilogramos en la última cerrada. La de este año, apuntaron las mismas fuentes, prevé una recuperación temporal, aunque por debajo del centenar de kilos. Lejos quedan los días del récord absoluto, en la campaña 1987/88, con la pesca de 2.137 kilos.
La alcaldesa recordó las dos campañas de limpieza que se han ejecutado en el lago, la segunda en plena tarea. Mientras que en la primera se superaron los 800 kilogramos de residuos recogidos, la actual supera ya los 138 kilos, aunque la parte más llamativa es el recrecimiento de la mata de la Manseguerota, gracias al dragado de sedimentos de una zona cercana.
Y si el balance de angulas ha bajado en los últimos años, lo mismo sucede con las anguilas. La Comunidad de Pescadores del Palmar contabilizó 14.900 kilogramos en 1990, mientras que en la última temporada cerrada, apenas se llegó a los 5.000 kilos.
El presidente de la entidad, José Caballera, ha pedido varias veces el dragado de la gola del Pujol, con el propósito de facilitar la entrada de peces. La acumulación de arena apenas se ha aliviado este año con las obras realizadas en la desembocadura por la Demarcación de Costas.
En los últimos meses se ha asistido al cierre progresivo de los lugares de pesca de angula en el norte de España y en Andalucía. Barberá comentó que restaurantes de lujo de la primera zona acaparan la práctica totalidad de las compras. El precio, indicaron otras fuentes, alcanza hasta los 400 euros por kilo en el mercado español.
La regulación de la pesca en la Albufera no llegó hasta 1857, con la firma de tratados con tres cofradías (El Palmar, Silla y Catarroja) para conseguir que los tributos se pagaran en metálico y no en especies, como era lo habitual. De las tres especies principales (anguila, llisa y llobarro), sólo la segunda se ha mantenido estable.
La disminución de la pesca de la angula es generalizada en toda Europa. La alcaldesa Barberá comentó que corresponde a la Conselleria aprobar restricciones de pesca, aunque esta decisión no se ha tomado. Sí que se ha creado un plan de gestión de la anguila en el que participa el Ayuntamiento a través de la concejalía Devesa-Albufera.
El Consistorio celebrará este año el centenario de la compra del lago a la Corona. Los actos principales se concentrarán en verano, según anunció la alcaldesa, en eventos conjuntos con la Generalitat.

I LA PEÑA VINGA AMB LA FOTO, DIA SI, DIA NO I EL DEL MIG.
SALUDOS.......................GIL

fuente.- www.Lasprovincias.es

domingo, 6 de febrero de 2011

DIA DE LOS HUMEDALES 2011 EN LA ASOCIACION DE VELA LATINA "ELS PESCADORS· DE CATARROJA

Se ha celebrado en esta Asociacion de Vela Llatina, el dia de los humedales, que ha consistido en un recorrido por "les carreres" del Lago, hasta la llegada al mismo, donde se han agrupado las cinco embarcaciones que voluntariamente han aportado sus propietarios, y junto con las OCHENTA personas participantes, se ha leido el manifiesto redactado para este dia por la Junta directiva de la Asociacion, y que se pone integro mas abajo.
Una de las barcas participantes, ha sido el mitico RABATXOL, al que se le puede denominar como el "antiguo autobus de L'Albufera".








MANIFIESTO

Permitan presentarnos

Somos una Asociación cuyos objetivos no son otros que salvaguardar las tradiciones, elementos autóctonos dentro de sus limitaciones y cultura de nuestros antepasados.
Para ello contamos dentro de nuestra Asociación con gente dotada de una serie de valores reflejados en el conocimiento de la tipología de embarcaciones utilizadas en este entorno, así como las actividades desarrolladas y modo de regenerar y mantener la vegetación .
Deseamos y buscamos mantener las aguas de este Parque en su estado optimo.
Con la evolución y el progreso entramos en la era de las lavadoras con sus detergentes, industria, así como pesticidas utilizados en la agricultura que contribuyen a deteriorar la calidad de la misma, pero Vds. saben y habrán podido oler si se han desplazado por la zona de los arrozales durante la etapa posterior a la siega del arroz el hedor de las aguas putrefactas como consecuencia de la fermentación de la paja y cuyo destino final es la Albufera.
En este enclave se realizan actividades, como la pesca y la caza y tanto a unos como a otros les preocupa también el estado del paciente.
Todos sabemos que las avenidas aportan aparte del agua , sedimentos y objetos
Estos sedimentos duermen en el lecho de la misma y no hace falta explicar que ese poso perjudica la calidad del agua.
Si tenemos un vaso con poso , por mucho agua que echemos en condiciones, cogerá la calidad del poso, eso es lo mismo que ocurre con la Albufera.
Tanto las aguas como el sistema de mantenimiento de la vegetación ha hecho que se destruyan en gran parte las motas, que ahora están reconstruyendo.
¿Saben Vds. los ojales o ullals que se han recuperado?
¿Saben los que habían?
¿Saben la profundidad de la misma?
A nosotros nos preocupa la salud de los humedales, pero lo que no nos deja dormir es La Albufera.
Las últimas noticias aparecidas en prensa hacen mención a que la alcaldesa Barberá alienta a los valencianos a sumarse al rechazo de los sondeos en el litoral superando las posiciones politicas .
Nos parece correctísimo que todos los municipios aúnen sus esfuerzos para plantar cara a las prospecciones petrolíferas, si es que se piensan realizar.
En este caso la Sra. Alcaldesa de Valencia ha reconocido que hay mas pueblos con los que contar a la hora de fortalecer un frente , cosa que no ha hecho el departamento que ha lanzado la revista trimestral (gratuita) SEDUCCION AMBIENTAL en su primera edición donde pueden apreciar los pueblos que conforman la Albufera en el dibujo presentado así como la omisión del tancat de la Pipa y la contratación de gente para la extracción de residuos de la Albufera.
O estamos para todo, o estamos para utilizarnos a la hora de defender unos criterios y por otra parte ignorarnos cuando hay mejoras y trabajo.
LA DIRECTIVA

FELICIDADES Y ANIMO

SALUDOS................GIL
fuente.- www.velaelport.es

viernes, 4 de febrero de 2011

DIA DE LOS HUMEDALES 2011 EN LA ASOCIACION DE VELA LATINA "ELS PESCADORS· DE CATARROJA


HAY PERSONAS QUE NO SE OLVIDAN DE ESTAS FECHAS.

ESPEREMOS QUE MUCHA GENTE ASISTA A LOS PASEOS ALBUFERENCOS CON SUS HIJOS.

SALUDOS..........................GIL

martes, 1 de febrero de 2011

La Albufera prometida


Día Mundial de los Humedales. Lo que iba a ser un monumento de hormigón y gaviones se ha convertido, gracias a la insistencia ecologista y a la sensibilidad de la Confederación Hidrográfica del Júcar, en un paraiso para las aves y en la mejor muestra del potencial de biodiversidad latente en el parque natural valenciano. El Tancat de la Pipa es hoy la Albufera prometida por las administraciones durante años y diluida entre vertidos y olvidos.

JOSÉ SIERRA El Tancat de la Pipa estaba llamado a ser una especie de cauce nuevo del Turia que derramaría las avenidas del barranco del Poyo o de Chiva sobre el lago de la Albufera. Su diseño, inicialmente muy duro- hierro y hormigón-, fue una de las primeras "víctimas" de la nueva sensibilidad medioambiental que se abrió paso en la ciudadanía en los noventa. Primero fue el hormigón, sustituido por gaviones de roca y malla metálica recubiertos por vegetación. Poco después ni eso. Ya no se exhibían los planos y tan solo sobrevivían los ecos de una agresión que cientos de valencianos vieron gratuita y que la Confederación Hidrográfica supo leer mandando el diseño original al rincón de los proyectos olvidados.
Los ecologistas de AE-Agró y otras ONG como la Sociedad Española de Ornitología o el propio Parque Natural de l Albufera aparecieron en el momento justo, con el terreno en manos del Estado y pocas ideas innovadoras. El ministerio expropió los terrenos y lo que iba a ser un dramón para el medioambiente se reconvirtió en mejor exponente de lo que es capaz de lograr una política de consenso cuando se trata de un espacio natural.
En la actualidad, las más de 40 hectáreas del "Tancat" no son "la Albufera como era antes", tal como se dijo en los primeros meses, sino "la Albufera que más se parece al espacio que todos queremos, según destacó Mario Giménez, representante en la Comunitat Valenciana de la Sociedad Española de Ornitología, que tutela el parque desde hace décadas y cuenta ahora con el apoyo de Carrefour.


El paraíso de las aves

La CHJ, en colaboración con la Generalitat Valenciana y las ONGs citadas transformó las 40 hectáreas del antiguo tancat y recreó en ellas los distintos ambientes pretéritos del parque natural. El milagro no se hizo esperar y lo que durante años no había sido nada más que una sucesión de cultivos de arroz que acababan abruptamente en un lago contaminado, comenzó a mostrarse como lo que es la Albufera: una sucesión de ricos ecosistemas que llevaron a este espacio natural a convertirse en el tercer humedal de España paras las aves acuáticas invernantes, con más de 70.000 ejemplares cada año.
El tancat, pese a su corta historia- su inauguración oficial se produjo hace algo más de un año y ni siquiera ha alcanzado todavía todo su potencial- ha logrado atraer a sus aguas someras a especies como el pato colorado -ha pasado de 20 a 40 parejas en un año- o el avetoro, que habían dejado de críar en la Albufera hace décadas.

Además, cisnes, flamencos y otras especies muy difíciles de ver en el parque natural son cada vez mas abundantes en este reducido espacio.

En el Tancat de la Pipa, visitable mediante cita previa, se han experimentado con éxito diversas fórmulas de filtro verde en las que el agua contaminada pasa por varias lagunas antes de perder parte de los nutrientes que mantienen sin apenas oxígeno el lago principal.
El director del parque natural , José Segarra, destacó el potencial de estos espacios - en breve se pondrán en marcha los "tancats" de Milia (Sollana) y Malvinar (Sueca) como complemento o "filtro verde" a las depuradoras de Albufera y Sueca-y la capacidad divulgadora que tienen sobre la población del entorno. "Los ciudadanos ya no ven un lugar degradado, sino un espacio que merece la pena conservar", manifestó Segarra.


Déficits

Menos optimistas, los representantes de la SEO y Acció Ecologista-Agró enumeraron los problemas que todavía afectan al parque natural: contaminación difusa y puntual, sedimentación, escombreras, sobreexplotación de acuíferos, encauzamientos, cambios en el nivel de agua, salinización, especies invasoras... la Albufera como era antes y como es, aunque un poco menos, todavía ahora.


El agua como problema

Mario Giménez, de SEO/Birdlife recuerda que 25 años después de su declaración como parque natural, la Albufera sufre un exceso de nutrientes (nitratos y sulfatos) que generan algas planctónicas, turbidez , disminución del oxígeno y desaparición de macrófitos sumergidos que resultan indispensables para las aves acuáticas del entorno. La construcción de nuevas depuradoras a las que se ha incorporado el tratamiento terciario han mejorado la situación, admiten. Sin embargo, David Howell, coordinador de Políticas Ambientales de SEO/Birdlife, asegura que a pesar de la protección legal y las lluvias de los dos últimos inviernos hay un problema de fondo: los valores de estos espacios para la sociedad pesan poco en comparación con los usos del agua para la agricultura, la explotación energética o en la ordenación territorial". La SEO reivindica la finalización de las obras de modernización del regadío para destinar el agua sobrante al mantenimiento del parque. j.S.

Fuente Levante-emv, hoy

SALUDOS..........................GIL